Dos elementos clave de rendimiento en los bancos de trabajo industriales de última tecnología que se complementan perfectamente gracias a sus interfaces compatibles.

Incluso en tiempos de soluciones innovadoras para automatizar los procesos de trabajo, el montaje manual sigue siendo una de las principales claves para conseguir flujos de producción eficientes en muchos sectores. Y para esto, la ergonomía y la intralogística en los bancos de trabajo industriales son fundamentales. Sientan las bases que permiten a cada empleado aprovechar todo su potencial para alcanzar una calidad de producción sistemáticamente alta con tiempos de proceso reducidos. En este artículo, dejamos claro una vez más por qué un banco de trabajo de última tecnología solo alcanza su máximo potencial de incremento de eficiencia de la producción manual cuando todos los elementos encajan.

Por qué la ergonomía es tan valiosa en los bancos de trabajo industriales

Muchas empresas todavía infravaloran la importancia de la ergonomía en la producción industrial. Es fácil pasar por alto los claros beneficios que reporta el diseño ergonómico en los bancos de trabajo industriales, ya que solo se evidencian cuando se miran de cerca. Al final, el objetivo principal de la ergonomía no es crear condiciones de trabajo más cómodas, sino más bien que el personal de montaje manual mantenga una productividad elevada a largo plazo.

Por ejemplo, un banco de trabajo eléctricamente ajustable en altura permite a los empleados pasar rápidamente de estar sentados a estar de pie y viceversa mientras realizan trabajos de montaje. Dada la distinta altura de los trabajadores, se puede seleccionar la altura del banco que resulte más adecuada. Sin esta opción, los empleados más bajos o aquellos especialmente altos se ven obligados a adoptar una postura incómoda antes mismo de empezar a trabajar. Lo mismo cabe decir del sistema de suministro y picking de materiales, que puede contribuir a aumentar la eficiencia de la producción cuando no es estático, sino que puede adaptarse al área de manipulación específica de cada empleado.

Utilizar la intralogística para acortar los tiempos de proceso

Solo se puede aprovechar todo el potencial de la ergonomía en los bancos de trabajo industriales cuando no hay retrasos en otras áreas que lo impidan. Un punto crítico en este sentido suele ser el reabastecimiento de material para el trabajador en el banco. Hay una buena razón que explica por qué la gestión eficiente de los sistemas de reabastecimiento es un factor importante en la producción Lean. El proceso FIFO y el sistema justo en secuencia son tan solo dos ejemplos de solución práctica.

En este sentido, el objetivo de una intralogística eficiente es siempre garantizar que el trabajo de producción de los operarios de montaje manual se altere lo menos posible. Si los trabajadores deben interrumpir su trabajo cuando llegan nuevos materiales o, peor todavía, si tienen que ir ellos mismos a coger los materiales de un palé central, esto supone una pérdida de tiempo innecesaria. El principal objetivo de la intralogística es conseguir que los bancos de trabajo reciban contenedores estándares lo más grandes posible sin que haya que preocuparse por la clasificación. Por tanto, el sistema intralogístico perfecto salvaguarda el flujo de materiales y utiliza contenedores con asas y perfiles de agarre para crear una interfaz directa con los bancos de trabajo industriales.

La ergonomía y la intralogística se convierten en ergologistic®

De esto es precisamente de lo que trata item ergologistic®. Los bancos de trabajo industriales diseñados aplicando este principio combinan las ventajas del diseño ergonómico de los bancos de trabajo con el reabastecimiento continuo de material, de modo que los trabajadores pueden concentrarse por completo en la creación de valor. Por ejemplo, con item ergologistic®, el reabastecimiento de piezas pequeñas que llegan a los bancos de trabajo industriales en contenedores estándar puede hacerse simplemente haciéndolas caer por detrás en bandejas provistas de un canto elevado por el lado del operario. Los carros de transporte están construidos con los mismos componentes modulares que los bancos de trabajo de modo que ambos elementos pueden ajustarse fácilmente entre sí para que no haya problemas de transferencia.

En resumen, solo se pueden conseguir procesos productivos significativamente más eficientes combinando la optimización ergonómica de las etapas de producción manual con el tiempo ahorrado gracias a una intralogística perfectamente conectada. El que este concepto ergonómico holístico también reduzca notablemente el riesgo de trastornos musculoesqueléticos duraderos es una ventaja añadida al efecto ya de por sí positivo de estos sistemas.

¿Quiere estar al día de las innovadoras soluciones de item?
Tenemos la solución perfecta para usted: ¡suscríbase al blog de item marcando la casilla de la esquina superior derecha!

 

This post is also available in: English